Guía para ser un propietario exitoso #infografia

Guía para ser un propietario exitosoGuía para ser un propietario exitoso

Guía para ser un propietario exitoso #infografia

El alquiler de casas en Mixco Guatemala es una alternativa para generar ingresos pasivos. Pero, para que sea un negocio rentable y libre de complicaciones, sigue esta guía para ser un propietario exitoso. Con https://www.citymax-mix.com/ aprenderás a enfrentar cada fase que trae la renta de propiedades.

Guía para ser un propietario exitoso

Poner casa en alquiler es rentable si se sabe cómo manejarlo. Pero no es tan sencillo como colocar un cartel que diga “se renta” frente a la propiedad. Ser un propietario de viviendas para alquilar implica una serie de responsabilidades que repasaremos en este post.

Aprende a ser un propietario responsable

1. Maneja el alquiler como un negocio

Lo primero es entender que el alquiler de viviendas es un negocio más. Puedes vivir de los ingresos que te produce si lo asumes como tal. Esto significa que debes estar dispuesto a asumir las responsabilidades de un buen propietario.

Cualquier negocio se rige por sistemas de operación. En este caso hay que establecer métodos para elegir a los inquilinos y asumir las tareas que surjan en el camino. Pensar cómo reducir gastos y aumentar las ganancias.

Tómate en serio el papel de propietario y comprométete a proteger la inversión que has hecho. Para ello debes aprender a delegar tareas, a tratar con los clientes (inquilinos) y llevar al día las finanzas, entre otras tareas.

2. Mantente al día con las leyes que rigen el negocio

Hay leyes que rigen el alquiler de propiedades. Asegúrate de conocer cuáles son las normas que se han establecido en esta materia. Así tendrás una base para redactar el contrato válido, en el que se respeten los derechos tanto del inquilino como del propietario.

Estas leyes pueden cambiar incluso dentro de un mismo país. Contacta con un asesor inmobiliario como los de CityMax o un abogado para mantenerte al día. Poner el alquiler en manos de expertos es una manera de protegerte en materia legal.

3. Prepara la casa para el alquiler

Antes de buscar inquilinos debes prepara las propiedades para alquilar. Todos los documentos deben estar en orden. Si un posible arrendatario lo solicita debes ser capaz de demostrar que eres el dueño o estás autorizado para hacer la transacción. Asimismo, no debe haber ninguna disputa legal sobre la casa.

La propiedad debe estar en las mejores condiciones para atraer buenos inquilinos y tener mayor rentabilidad. Contrata un seguro para proteger el inmueble de los daños que pueda sufrir durante la renta.

4. Ten toda la información organizada

Parte de ser un buen propietario de casas en alquiler implica mantener todo archivado y en orden. Ten un sistema para manejar los pagos, archiva los recibos tanto de los inquilinos como de posibles contratistas. Con toda la información a mano podrás tomar mejores decisiones sobre tu negocio.

5. Encuentra el precio correcto para el alquiler

Investiga el precio de los alquileres en Mixco para definir el monto apropiado de la renta. El costo puede variar dependiendo de la zona y el tipo de vivienda. Toma siempre como referencia siempre casas en alquiler similares a la tuya.

¿Cómo encontrar buenos inquilinos?

6. Reduce las vacantes manejando los tiempos del contrato

Como negocio te interesa que la casa esté ocupada la mayor parte del tiempo. Hasta los mejores inquilinos se irán en algún momento, pero si manejas los tiempos con inteligencia encontrarás rápido un nuevo arrendatario.

Parte del papel de propietario es investigar el mercado. En este caso te interesa saber en qué época del año más personas están buscando casas. Si la demanda de casas en alquiler es mayor en junio, entonces los contratos deben terminar en junio. De manera que cuando un inquilino se vaya, llegue otro sin tener que esperar mucho tiempo.

7. No discrimines

Evita acusaciones en tu contra por discriminación. Hay que ser cuidadoso en este sentido, porque no solo puede provocar problemas legales, sino afectar tu reputación. Dirígete al inquilino con respeto sin importar su clase social, sexo, raza, religión, orientación sexual, entre otros.

8. Utiliza varios canales para promocionar la propiedad

Los posibles inquilinos no van a llegar solos. Tienes que promocionar la propiedad con inteligencia y por distintos canales.

Combina varias técnicas de marketing para llegar a más personas. Usa medios tradicionales como volantes, prensa escrita o carteles en la propiedad. Pero, también recurre a los medios digitales como las redes sociales, bases de datos, sitio web, etc.

9. Establece un sistema para seleccionar a los mejores candidatos

Haz que los candidatos llenen una planilla de aplicación a través de la cual puedas calificar si cumplen con el perfil que buscas y son confiables. Te interesa que la casa esté en buenas manos. Querrás saber información como historial crediticio, estabilidad de ingresos y rentas anteriores.

Muchas veces, los posibles inquilinos prefieren entregar este tipo de información a un profesional. Como a una agencia de bienes raíces, por ejemplo, porque sienten que es más seguro.

Evalúa a los interesados desde el primer contacto. Así, si conocen qué tipo de personas buscas, no te quitarán más tiempo si no cumples con el perfil.
alquiler de viviendas

Deja todos los acuerdos por escrito

10. Elabora un contrato de alquiler

El contrato es el único respaldo legal sobre los acuerdos entre el propietario y el inquilino. En él se establecen las responsabilidades y derechos que tiene cada una de las partes.

Pide a un abogado que revise el contrato para que te confirme que está apegado a las leyes. Si en algún momento hay algún otro acuerdo entre las partes, debes agregarlo al documento. Podrás recurrir a este para resolver conflictos entre propietarios e inquilinos.

11. Establece todas las condiciones de la renta en el documento legal

Dentro del contrato deben estar claras todas las condiciones del alquiler. Incluyendo la duración del alquiler, fecha y modo de pago, quienes van a vivir en la casa, motivos para el desalojo, etc.

También debe quedar por escrito quién pagará los servicios y a cargo de quién están las reparaciones.

Sé firme con las políticas de pagos retrasados. Cuando suceda, recuérdale cuáles son las consecuencias. Sin embargo, bajo alguna circunstancia especial podrías hacer un descuento o permitirle pagar después de la fecha. Sobre todo si avisa con anticipación y ha demostrado ser un buen inquilino.

12. “Entrena” al inquilino

Cuando estás familiarizado con este negocio te das cuenta que no todos los inquilinos se tomarán la molestia de leer el contrato. Aún así deben cumplir con las condiciones establecidas en el documento.

Tu tarea en este caso es “entrenarlo” haciendo las inspecciones correspondientes, recordando la fecha de pago y usando canales de comunicación acordados. En fin, tomando decisiones firmes y justas en relación al cumplimiento del contrato.

De la relación entre el propietario e inquilino

encontrar a los mejores inquilinos

13. Mantén a los inquilinos contentos

¿Cómo alquilar una casa si no estás dispuesto a mantener una buena relación con los inquilinos? Debes mantener un trato justo y respetuoso con ellos, de lo contrario podrías perderlos. Y comenzar a buscar nuevos arrendatarios te hará perder dinero. Así que te interesa mantener los que ya tienes.

Atiende sus necesidades a tiempo, respeta su privacidad. Si tienes ante ti un inquilino responsable puedes premiarlo para mantener su interés. Haz un descuento a la renta o dales un regalo sencillo. También puedes entregar algún obsequio en fechas especiales como Navidad o cumpleaños.

14. Atiende las reparaciones a tiempo

Es inevitable que surjan reparaciones que hacer en la casa. Cuando sean de tu responsabilidad asegúrate de atenderlas a tiempo. Así no afectará la relación entre ambos. Avisa al inquilino cuando se vaya a hacer algún arreglo en la casa.

Establece un plan de acción si surge una reparación de emergencia y no estás disponible. Deja a alguien encargado o pon al inquilino en contacto con los contratistas.

Haz el mantenimiento de la casa cuando sea necesario y contrata a profesionales para que se encarguen.

15. Haz inspecciones en la casa

La única manera que tienes de verificar que los inquilinos están cuidando la propiedad es haciendo inspecciones. En el contrato debe quedar establecido cada cuánto irás a visitar la vivienda. Sin embargo, debes avisar con suficiente tiempo de antelación que harás la inspección.

Debes hacer y documentar inspecciones antes de la mudanza de un nuevo inquilino y cuando se vaya. Así quedará constancia del estado en el que recibió la propiedad y cómo la entrega. Será tu respaldo para retener el depósito si es necesario.

16. Documenta todos los acuerdos

Cualquier acuerdo verbal que exista entre propietarios e inquilinos debe manifestarse en el contrato escrito. Este será el único respaldo que tendrán ambas partes a la hora de una disputa legal.

17. Establece un horario de atención

Como tu alquiler es un negocio debes tener un horario para atender al inquilino. Establece un horario de oficina para que se comunique contigo. De lo contrario, lo tendrás llamando a cualquier hora del día. En caso de emergencias, pide que te deje un mensaje si no le atiendes el teléfono.

¿Qué te ha parecido esta guía para ser un propietario exitoso? Esperamos que te haya quedado más claro cuál es tu función como dueño de una vivienda en alquiler. Cuéntanos tu opinión en los comentarios.
Guía para ser un propietario exitoso #infografia

Fuente infografía

No hay comentarios

Publica una respuesta